El atardecer del viernes fue captado por miles de usuarios de redes sociales que, como la Internet manda, subieron fotos de un febo redondo y naranja, que pudo verse en capital Federal y Gran Buenos Aires.

Lo cierto es que la imagen del sol estaba rodeada de humo, que aún persiste suspendido en la atmósfera, lo que permitió que se delimitara su silueta.

La nube gris es producto de los incendios en la zona del Delta, según informó el Servicio Meteorológico Nacional (SMN).

“El humo se debe a los incendios activos en el Delta; el viento del noroeste provoca una visibilidad reducida por humo que va a continuar en las próximas horas hasta que cambie el viento al sector norte o noroeste”, dijo Lucas Berengua, meteorólogo del organismo, a TN.

En tanto, para este sábado, estaban pronosticadas lluvias aisladas, lo que traerá alivio a la ola de calor que no da tregua al área metropolitana y podrá colaborar también con la posibilidad de mitigar la propagación del fuego.

El SMN informó que avanzará un frente frío desde el extremo sur hacia el norte que provocará un descenso en las marcas térmicas mañana en el norte patagónico y sur de la región pampeana.

En tanto, en el comienzo de la semana próxima el ingreso de aire frío provocará un nuevo descenso de temperatura en la región central del país, con máximas entre los 20 y 25 grados, que con el correr de los días podrían bajar aun más y estar acompañadas de eventos recurrentes de precipitaciones, indicó el organismo. (DIB) ACR

Fuente y Foto: DIB