El músico y compositor Flavio Etcheto, conocido por haber tocado y compartido proyectos junto a Gustavo Cerati, Soda Stereo y Daniel Melero, entre otros, murió este jueves a los 52 años en Mar del Plata a causa de un cáncer que lo aquejaba desde hace tiempo.

Creativo e inquieto, el artista que fue un inspirado cultor de la música electrónica pero además se asomó a la canción, utilizó apodos como Flav, Flavius, Isla de los estados, Trineo, Ocio, Roken y Resonantes para sus diversos proyectos.

El artista nacido en Buenos Aires en 1969 bajo el nombre completo de Flavio Lucio Máximo Fernández Etcheto residía en Mar del Plata desde hace más de una década, poco tiempo después del accidente cerebro vascular que su amigo Cerati padeció en Venezuela.

El músico tuvo activa y protagónica presencia en los discos solistas de Cerati “Bocanada” y “Siempre es Hoy” y tomó parte en “Colores Santos”, el disco que el autor de “En la ciudad de la furia” compartió con Daniel Melero, otro de los artistas de su preferencia.

El lazo con el líder de Soda Stereo le permitió tocar junto a aquella banda y compartir otros proyectos como Ocio y Roken (en este último también se contaba el tecladista y cantante Leandro Fresco).

En su Instagram, Fresco lo despidió escribiendo “Amigo querido, sé que ahora mismo estás haciendo música junto a ya sabemos quien, lo que sí es seguro, nos volveremos a ver, gracias por todo Fla. Mis condolencias a su familia. Descansa en paz”.

Por su parte Lisa Cerati, hija de Gustavo, apuntó: “Tengo demasiados lindos recuerdos con vos. Espero que te reencuentres con mi padre y hagan música aún más increíble para no humanos. Estén donde estén”.

Benito, el otro hijo de Cerati, utilizó su cuenta de Facebook desde donde expresó: “Flavius, qué tristeza me da tu partida. Gracias por hacer de la mejor música que tenemos y por ser hermosa persona”.

La profusa actividad del cultor de estilos como el sonic rock, dub, intelligent techno, house y pop lo unió a Melero para tomar parte en los álbumes “Cámara” y “Conga” y antes participó en “Mentirse y creerse” del conjunto La Sobrecarga en 1987, mismo año en el que tocó para “El Camino Contrario”, de El Corte.

Fuente y Foto: DIB

A %d blogueros les gusta esto: