El ministro de Salud de Buenos Aires, Nicolás Kreplak, habló sobre la posibilidad de implementar la obligatoriedad de la vacuna para seguir aumentando el porcentaje de inmunizados ante la explosión de casos por Ómicron y descartó la posibilidad de aplicar nuevas restricciones ante el ascenso de diagnósticos positivos. El diputado nacional por Avanza Libertad, José Luis Espert, lo acusó de «fascista».

Medio millón de casos se registraron en el país en los últimos cinco días y 73.319 nuevos contagios en las últimas 24 horas, una cifra menor a la que se manifestó en la primera semana de enero pero que marca el veloz ascenso que produjo Ómicron.

En este contexto, Kreplak se refirió al aumento de casos e incluso habló de establecer la vacunación obligatoria. “Están todas las condiciones dadas para que la vacuna sea obligatoria desde el punto de vista sanitario. La discusión amerita ser discutida en el Congreso. Al ser obligatoria, llegaríamos a un cierto porcentaje”, expresó en Radio 10 con Raúl Kollman.

“Si no se hace obligatoria también con el trabajo que hacemos con el pase sanitario, logramos de a poco que lleguemos al resultado”, marcó el funcionario, destacando la motivación que generó la inmunización a partir de la obligatoriedad del requisito que exige esquema completo.

«Esta semana ha sido una de las semanas récord en aplicación de vacunas. Llegamos a 170 mil vacunas aplicadas por día”, subrayó.

Por otro lado, expresó que la explosión de contagios no decantó en un aumento de internaciones y que por ese motivo no se están barajando restricciones.

Fuente: ElPais Digital