A las 18 horas de este domingo, concluyó el esperado balotaje entre los candidatos Sergio Massa de Unión por la Patria (UxP) y Javier Milei de La Libertad Avanza (LLA), dejando a la nación en vilo, a la espera de conocer quién será el próximo presidente de Argentina.

La Cámara Nacional Electoral informó que la participación alcanzó el 76%, superando los índices registrados en las elecciones generales.

Con el cierre de los centros de votación, se inicia la fase de conteo, y se espera que los resultados preliminares estén disponibles antes de la medianoche. Sin embargo, también se contempla la posibilidad de que el escrutinio definitivo sea necesario para determinar al ganador, un proceso que podría extenderse durante la próxima semana.

La primera etapa del conteo, conocida como “escrutinio de mesa”, comenzó inmediatamente después del cierre de la elección. Este procedimiento se lleva a cabo en cada mesa de votación para garantizar la transparencia y la seguridad del proceso electoral.

Posteriormente, se dará paso al escrutinio definitivo, a cargo de la Justicia Nacional Electoral, que abarcará todas las mesas habilitadas para la elección. Este proceso, que inicia 48 horas después del cierre de las elecciones, se basa en las actas de escrutinio de cada mesa. Las agrupaciones políticas participantes en el balotaje tienen la opción de designar fiscales con derecho a asistir y examinar todas las operaciones del escrutinio.

Debido a la estrechez de algunos resultados, existe la posibilidad de que no se determine con certeza al ganador durante la noche de este domingo.

En caso de resultados ajustados, con diferencias mínimas, habría que esperar una semana más para conocer quién ocupará el Sillón de Rivadavia, ya que se aguardaría la finalización del escrutinio definitivo para proclamar al próximo presidente de la nación.

Fuente (InfoZona)